Tag: deporte y salud

Deporte más allá de los 40

Y de lo razonable

Como decía Tomasito, del deporte también se sale. Lo decía, pero parece que sin mucho éxito. Porque son millones los que han caído en la adicción de hacer ejercicio y raro es quien no conoce a algún runner, triatleta, crossfitero o lo que sea. O serlo él o ella mismo. Deportes individuales, porque no nos da por desempolvar las mazas de gimnasia rítmica o calzarnos las botas de fútbol.

El breakflamenco de Tomasito debería estar en los gimnasios y no el zumba.

¿Es esto bueno? Sí. Pero ojo, no para todos. Con más de 40 hay que andarse con cuidado, que pensamos que tenemos 20 añitos y no es así. Por muchos gadgets tecnológicos que lleves, zapas caras de colores y ropa climacool, hay que mover el cucu y para eso, si nunca has hecho nada, hay que entrenar e ir con calma. Llevar lo mejor y lo último no te hace ni superman ni superwoman ni superná.

Nos sigue fasciando ver a gente de más de 40 (tchss, que hay gente de 40 que está estupenda, oyes), que no ha hecho deporte en su vida y va en coche a todas partes, queriendo ser maratoniano, fliparse y sobre todo colgar en Facebook sus progresos… ains. Siendo sinceros, alabar la tecnología ultraboost cuando vas a 5´35´´el kilómetro, tampoco es como para lanzarlo al viento. De hecho, los corredores son los que más fardan en redes sociales perdiendo así la esencia de un deporte que es puro sufrimiento.

runners

Autor desconocido

 

Y luego están las prisas. Eso es algo del mundo en el que vivimos que también nos llama mucho la atención. Lo queremos todo y lo queremos ya. Perder 10 kilos, ganar musculatura, tener el culo firme. Un mes exprimiéndonos y ya… pues no. Con la edad pierdes flexibilidad, tardas más en recuperar y pasarte te traerá más problemas que beneficios. Si llevas 42 años sin hacer deporte, puedes tener la tranquilidad de ir mejorando poco a poco, sobre todo si haces caso a un experto o entrenador personal porque, aunque no llegues a ser Bekele ni Simone Biles, puedes llegar a disfrutar más que ellos.

No, no creo que tú llegues tan alto.

Bueno, no sabemos si hay estudios entre deporte-vanidad-hacerseeldiferente-edad, pero debería. Porque de otra manera no se explica el auge de los deportes extremos. Pero en este tipo de deportes, tampoco vale todo. Practica el deporte que quieras, pero con cabeza. Y lee este artículo de La Voz de Galicia antes de probar qué es eso del salto base.

Si alguien ha llegado hasta aquí, que no piense que estamos en contra de hacer ejercicio. Estamos en contra de NO saber hacer ejercicio, cosa que no se aprende escuchando a dos en la oficina.

Y os dejamos, que nos vamos ya a Stretching Global Activo, que no sabemos lo que es, pero suena bien.

Partido no apto para cardiacos

 

¿Cuántas veces hemos escuchado esto? Y lo que parece una frase hecha, una exageración tipo “el partido del siglo”, resulta que es verdad. Comprobada. Que el corazón lo pasa mal en esos 90 minutos.

Recuerdo, uno de esos sábados de los 80, que vi “Tres de la Cruz Roja”, con Tony Leblanc, José Luis López Vázquez y Manolo Gómez Bur que se hacen de la Cruz Roja para ver al Madrid gratis. Y siempre había un infartado cuando marcaban a los blancos, y se recuperaba con los goles de Puskas.

Una coña, pero el asunto es serio. Aquí os dejamos la noticia de un informe hecho por investigadores brasileños, que de fútbol algo saben, y que destacan la relación entre los partidos de la Seleçao y los infartos de miocardio.

Y ahora, otras vías de investigación. ¿Habrá alguna afición más proclive a sufrir del corazón que otra? A ver, se trata de ir más allá de los tópicos del Atleti sufridor. Imaginad que con el carnet de socio tienes una advertencia como en las cajetillas de tabaco “Ser del Murcia puede ocasionar riesgos cardiacos”. Y, por seguir imaginando, una demanda a nivel nacional contra los clubes por no haber informado de lo perjudicial que era, con un peliculón como El dilema, pero con un balón de por medio.

Y otro dato interesante. En este estudio se destacaba que la mezcla emoción-calor-alcohol era un cóctel que también aportaba lo suyo. Ya sabes. Si bebes, no conduscass (el balón).

Pero claro, no todo es malo. Según un estudio de la U.S. National Library of Medicine sobre la final que ganamos a los holandeses en 2010, se ha demostrado que en caso de victoria, los niveles de testosterona y cortisol suben. Y como era de esperar, esta exaltación tuvo otra consecuencia, el número de nacimientos 9 meses después. Otro gol de Iniesta se mereció hasta una investigación científica y lo confirmaba.

Y nada, que para disfrutar el partido de hoy (nos dicen que el Barça es muy favorito y gana bien), siempre puedes seguir los consejos que hemos visto en el blog del Área del Corazón del Hospital Clínico Virgen de la Victoria de Málaga.

Pues hala! Que gane el que menos problemas de salud provoque.