Tag: mujer y salud

Deporte más allá de los 40

Y de lo razonable

Como decía Tomasito, del deporte también se sale. Lo decía, pero parece que sin mucho éxito. Porque son millones los que han caído en la adicción de hacer ejercicio y raro es quien no conoce a algún runner, triatleta, crossfitero o lo que sea. O serlo él o ella mismo. Deportes individuales, porque no nos da por desempolvar las mazas de gimnasia rítmica o calzarnos las botas de fútbol.

El breakflamenco de Tomasito debería estar en los gimnasios y no el zumba.

¿Es esto bueno? Sí. Pero ojo, no para todos. Con más de 40 hay que andarse con cuidado, que pensamos que tenemos 20 añitos y no es así. Por muchos gadgets tecnológicos que lleves, zapas caras de colores y ropa climacool, hay que mover el cucu y para eso, si nunca has hecho nada, hay que entrenar e ir con calma. Llevar lo mejor y lo último no te hace ni superman ni superwoman ni superná.

Nos sigue fasciando ver a gente de más de 40 (tchss, que hay gente de 40 que está estupenda, oyes), que no ha hecho deporte en su vida y va en coche a todas partes, queriendo ser maratoniano, fliparse y sobre todo colgar en Facebook sus progresos… ains. Siendo sinceros, alabar la tecnología ultraboost cuando vas a 5´35´´el kilómetro, tampoco es como para lanzarlo al viento. De hecho, los corredores son los que más fardan en redes sociales perdiendo así la esencia de un deporte que es puro sufrimiento.

runners

Autor desconocido

 

Y luego están las prisas. Eso es algo del mundo en el que vivimos que también nos llama mucho la atención. Lo queremos todo y lo queremos ya. Perder 10 kilos, ganar musculatura, tener el culo firme. Un mes exprimiéndonos y ya… pues no. Con la edad pierdes flexibilidad, tardas más en recuperar y pasarte te traerá más problemas que beneficios. Si llevas 42 años sin hacer deporte, puedes tener la tranquilidad de ir mejorando poco a poco, sobre todo si haces caso a un experto o entrenador personal porque, aunque no llegues a ser Bekele ni Simone Biles, puedes llegar a disfrutar más que ellos.

No, no creo que tú llegues tan alto.

Bueno, no sabemos si hay estudios entre deporte-vanidad-hacerseeldiferente-edad, pero debería. Porque de otra manera no se explica el auge de los deportes extremos. Pero en este tipo de deportes, tampoco vale todo. Practica el deporte que quieras, pero con cabeza. Y lee este artículo de La Voz de Galicia antes de probar qué es eso del salto base.

Si alguien ha llegado hasta aquí, que no piense que estamos en contra de hacer ejercicio. Estamos en contra de NO saber hacer ejercicio, cosa que no se aprende escuchando a dos en la oficina.

Y os dejamos, que nos vamos ya a Stretching Global Activo, que no sabemos lo que es, pero suena bien.

Feliz Día de la Madre

Dedicado a todas las madres, que no se acuestan, que se levantan catorce veces todas las noches, que preguntan lo mismo una y otra vez, que viajan con un botiquín como el SAMUR, que repiten y seguirán repitiendo frases como estas, que decir no dicen nada, pero que cuando las dicen ellas, lo dicen todo.

consejos-salud-madre

Ilustración: Adrián Vélez

 

Hoy, primer domingo de mayo, es el día de las guardianas de la salud por excelencia…

¡Feliz día de la Madre, guapas!

 

 

El verano es para disfrutarlo

A no ser que seas la mujer que sale en los anuncios

Nada, que no hay manera. No sabemos si se trata de una realidad física o sencillamente falta de imaginación de las marcas, pero el caso es que si ves los anuncios de productos farmacéuticos en la tele, o en Youtube, es llegar el verano y ahí nos tienes hechas un cristo: chicas estreñidas, con sarro en los dientes (¡guau!) y sensibilidad dental, con las lumbares doloridas, las piernas cansadas, talones agrietados… vamos, que a las mujeres nos pasa de todo y a los hombres de nada. Y no es la primera vez que hablamos de esto. Los creativos publicitarios dicen que no es sexismo, que es una cuestión estadística pero ¿se plantearán ellos alguna vez estos estereotipos manidos como falta de creatividad? 

Y este es el panorama en televisión, pero hay revistas que tampoco se quedan atrás.

A ver, por favor. La “operación bikini” ya dejó de ser un reclamo hace tiempo. Lo de las dietas rápidas, a parte de no servir de nada, son el MAL. Que no, que no tenemos la necesidad de lucir culo en la playa, queremos dis-fru-tar de la playa y ya. Por lo menos Women´s Health ha reculado (valga la redundancia) y ya no habla en sus portadas de cómo conseguir cuerpazo en 10 días para lucir bañador. Y es verdad, se nota que las editoriales están cambiando. Ahora directamente nos hacen un lío.

revistas femeninas moda y salud

Nota: No sabemos quién hizo este gráfico pero tiene más razón que un santo.

Aún así, todavía hay quien sigue r que r. Como los de XLS Medical que directamente pasan del tema y a pesar de la polémica que se generó con su campaña en el Reino Unido, ellos siguen igual. Ni cambian ni cambiarán.

Ya decíamos antes que no sabíamos si estos problemas son estadísticamente solo femeninos. Pero lo dudamos. Lo que pasa es que hay pocas marcas que quieran dar ese pasito en el cambio, es más cómodo para ellos que todo siga igual, porque si nosotras no sufrimos de hemorroides, seguro que en nuestro entorno hacemos de prescriptoras si alguien las sufre. Una vez que te empiezas a fijar en este tipo de mensajes acabas con la sensación de no haber avanzado nada de nada y claro, luego pasa lo que pasa:

Porque “cosas de chicas”, solo de chicas, hay. Sí, claro: candidiasis vaginal, pérdidas de orina, la menopausia, la regla… Pero, es que aún así, la forma de vender esos productos sigue sin adaptarse a lo que nos toca vivir. No hay necesidad de estereotipar a nadie. Como ejemplo de lo que os queremos decir nos sirve cualquier anuncio de Indasec: coger a una famosa repitiendo de forma cansina lo de siempre, y ya.

Por cierto, como quien no quiere la cosa, dicen que si no movemos el cucu es porque nos gusta vaguear. Mú fuerte, señores de Indasec.

Después de ver esto nos dan ganas de irnos al otro extremo creativo como hacen los de Body Form, que nos ponen por ahí chorreando sangre en plan gore.

No hay dolor, que diría Rocky.

Pues mira, así por lo menos vamos por buen camino a la hora de representar a la mujer. Sí señor. ¡Podemos con lo que nos echen, coñe! Y sino que se lo digan a nuestras atletas que este año en Río han hecho que se nos salten las lágrimas a más de uno.

Bueno. A lo que íbamos. Que ya si eso, lo de disfrutar del verano lo dejamos para otro año.

El centro del universo

 

En cuanto acaba la primera toma, minutos después de nacer, el bebé, en lugar de quedarse acurrucado sintiendo el calor de la madre, sale disparado y atraviesa la puerta del quirófano ante la mirada ojiplática de todos, atraviesa el pasillo, sale por la única ventana abierta, esquiva un sauce llorón, le sonríe a un globo perdido, vuela junto a una bandada de estorninos, saluda a un paracaidista y comienza a subir como un cohete sonrosado, dejando atrás todas las capas de la atmósfera (que dentro de nada tendrá que estudiar). En el espacio, se emboba con la estación espacial, juega a perseguir meteoritos y antes de darse cuenta, llega a Venus y más tarde a Mercurio. Y cuando alcanza el Sol, entonces se detiene, pone los brazos en jarra y le da una patada, instalándose para siempre en el mismísimo centro del universo de su madre.

día lactancia materna

 

Microrrelato e ilustración creados especialmente para la Semana Mundial de la Lactancia Materna que se celebra con el fin de concienciar a la población de los múltiples beneficios y ventajas que supone para el bebé alimentarse exclusivamente con leche de su mamá.

Ilustración: María Portela // Microrrelato: Adrián P. Avendaño